viernes, 8 de febrero de 2013

Territorio Británico del Océano Índico

Este Territorio comprende en la actualidad el archipiélago de Chagos, ubicado en el Océno que le da nombre, 1500 kilómetros al sur de la India, a mitad de camino entre Tanzania e Indonesia.

Las islas de Chagos eran conocidas por los pescadores de las Islas Maldivas, quienes las consideraron un lugar demasiado alejado como para establecerse allí en forma permanente. Los portugueses fueron los primeros europeos en llegar a las islas, entre 1512 y 1532, aunque nunca las reclamaron formalmente ni las hicieron parte de su imperio. Aunque sí le dieron nombres que perduran hasta hoy al archipiélagos (Bassas de Chagas) y a las principales islas (Diego García, Peros Banhos).
En 1721, los franceses se anexionaron el archipiélago, que pasó a depender de la Isla de Francia (Actual Mauricio). En 1764 estableceron la primera colonia permanente, en la isla de Diego García. La base de la colonia era el cultivo y explotación de cocos, para la obtención de aceite.
En 1786, el Reino Unido reclamó el archipiélago como propio, y se lo anexionó en 1814, tras la derrota francesa en las guerras napoleónicas. Chagos pasó a depender alternativamente de las colonias británicas de las islas Seychelles o Mauricio.
En 1965, se formó el Territorio Británico del Oceáno Índico con los archpiélagos de Chagos, Aldabra, Farquhar y Des Roches, que hasta entonces eran parte de la colonia de Seychelles. En 1976, al proclamarse la Independencia de Seychelles, los archipiélagos de Aldabra, Farquhar y Des Roches fueron devueltos a este país, pasando a formar parte de "las islas exteriores" de Seychelles (Zil Elwannyen Sesel o Zil Eloigne Sessel en el idioma local).

Estampillas de las islas exteriores de Seychelles con dos diferentes denominaciones:
Zil Eloigne Sesel y Zil Elwannyen Sesel.


Mientras tanto, en 1966 el gobierno inglés compró la empresa que se dedicaba a la explotación de cocos de las islas y cerró la explotación. Entre ese año y 1971, la población del archipiélago fue trasladada voluntariamente o por la fuerza a Mauricio y a las Islas Seychelles.
El objetivo de la creación del BIOT y de la expulsión de sus habitantes era la instalación de una base naval norteamericana en el Océano Índico. La población fue expulsada de manera que no se pudieran aplicar las disposiciones sobre descolonización de las Naciones Unidas. Para el Reino Unido, el derecho de autodeterminación de los pueblos no se aplicó a los más de 1000 chagosianos expulsados.
Finalmente, Estados Unidos alquiló el Territorio (hecho y despoblado a su medida) por 50 años (con opción a renovar el alquiler hasta el 2037) y construyó allí su base militar. Esta base militar fue de vital importancia durante las guerras del Golfo Pérsico (1990),
Los habitantes de las islas continúan reclamando su derecho a regresar a su país y han obtenido dictámenes favorables en varias cortes internacionales, incluyendo uno del 2000 de la Corte Suprema del Reino Unido, que el Foreign Office aún no ha cumplido. Para poner más trabas a un eventual regreso,  el Reino Unido ha declarado al archipiélago y sus mares como una Reserva Marina Estricta, prohibiendo cualquier actividad extractiva, incluyendo la pesca, lo que haría imposible una población civil autónoma de las islas.


Hasta la creación del BIOT, se utilizaron estampillas de Seychelles sin ninguna sobrecarga específica. Desde 1968 hasta 1976 se utilizaron estampillas propias, pero con valores en rupias de las Seychelles. A partir de allí y ante la falta de demanda, no se emitieron más estampillas. Las necesidades postales se cubrían con estampillas de las islas exteriores de las Seychelles con sus diferentes denominaciones (Zil Eloigne Sesel (1980-82), Zil Elwagne Sesel (1982-84) and Zil Elwannyen Sesel (1985-92)). En 1990, se reinició la emisión de estampillas del British Indian Ocean Territory, esta vez con valores en libras esterlinas. 
 Estampilla del British Indian Ocean Territory, emitida durante su primera época (1973)
 ya que su moneda aún eran las rupias de las Seychelles.