viernes, 23 de enero de 2009

Tristan da Cunha

Si no les gustó Tonga, vamos a comentar ahora otro lugar lejano que emite estampillas, el archipiélago volcánico de Tristán da Cunha.

Este archipiélago es una colonia británica en el Atlántico Sur y figura en el Libro Guinness de los récords por ser el lugar más aislado del mundo: Se encuentra a 2100 km de la isla de Santa Helena, a 2800 de Sudáfrica y a 3300 de Sudamérica. Por su tamaño reducido y relieve montañoso, tampoco es posible contruir un aeropuerto. Para darse una idea de sus dimensiones, les recomiendo mirarlo en Google Earth, realmente vale la pena. El único acceso para sus 300 habitantes es entonces el barco que periódicamente trae provisiones.

Descubiertas en 1506 por el navegante portugués que les dio nombre, las islas fueron colonizadas a principios del siglo XIX por los británicos, que las convirtieron en dependencia de Santa Helena.




En 1961 el volcán hizo erupción, lo que obligó a sus habitantes a abandonar la isla, a la que volvieron dos años más tarde.

Si bien la primera estampilla emitida por la isla es la del año 1952 mostrada arriba, hubo un intento previo de usar estampillas propias. En 1946, el biólogo Allan Crawford que llevaba ya varios años en Tristán da Cunha propuso que ésta emitiera sus propias estampillas. Hasta se diseñó un boceto para la misma.



Lo interesante es que junto con el valor monetario de 1 penique, se agregaba el valor de canje de la estampilla: 4 papas. En una comunidad tan pequeña y tan aislada, las papas y los cigarrillos constituían la base de casi todas las transacciones entre vecinos. Lamentablemente, la propuesta fue rechazada.

2 comentarios:

Tiburina dijo...

Muy interesante!

juan_tucuman dijo...

Si, la verdad, muy interesante post. Saludos